Modelo de reunion de trabajo: Soy hombre busco mujer madura

larga la tarde. Quiero una huelga de obreros de palomas de choferes de flores de técnicos de niños de médicos de mujeres. Déjame que coseche los frutos de agua que sudan en tus poros: Mi hombre de limones y duraznos, dame a beber fuentes de melocotones y bananos racimos de cerezas. Áspera textura del viento Nacida de la selva me tomaste arisca yegua para estribos y albardas. Estoy muriéndome de frío. Sencillos deseos, signos, sin título, te busco. Y va naciendo el pretexto para decir tu nombre en la noche remojada, tierna y húmeda como la flor de grandes ojos abiertos y pétalos palpitantes en la que me envolví en lo más profundo del sueño, para dibujar tu nombre en todos los rincones. Veo mis pechos que acomodabas sonriendo en la palma de tu mano, que apretabas como pájaros pequeños en tus jaulas de cinco barrotes, mientras una flor se me encendía y paraba su dura corola contra tu carne dulce. El sueño pesa sobre mis hombros y me acerca de nuevo a vos, al huequito de tu brazo, a tu respiración, a una continuación infinita de la batalla de sábanas y almohadas que empezamos y que pone risa y energía a nuestro cansancio. Con poderes de Dios -centauro omnipotente- me sacaste de la costilla curva de mi mundo lanzándome a buscar tu prometida tierra, la primera estación del paraíso. Cabalgamos por días sin parar desbocados corceles del amor dando y quitando, riendo y llorando -el tiempo de la doma el celo de los tigres- No pudimos con la áspera textura de los vientos. Esta nostalgia Este sueño que vivo, esta nostalgia con nombre y apellido, este huracán encerrado tambaleando mis huesos, lamentando su paso por mi sangre. Signos Es el amor; tendré que ocultarme o huir. Me he soltado en tormenta y trueno y lloro de rabia por no tenerte cerca, en viento me he cambiado, en brisa, en agua fresca y azoto, mojo, salto buscándote en el tiempo de un futuro que tiene la fuerza de tu fuerza. Mostrarte hasta dónde puede crecer mi vida, como un árbol, si tú la riegas; hasta dónde puedo llegar a dárteme en todas las formas, en todos los momentos conscientes e inconscientes, llegar a ser tu río, tu sombra, la almohada suave donde apoyar tu cabeza. Ahora oigo desde que mi piel conoce que es de día, cantos de tiempos clandestinos sonando audaces, altos desde la mesa de noche y me levanto y salgo y veo "compas" atareados lustrando sus botas o alistándose para el día bajo el sol. Con curvas y pliegues y suaves hondonadas y me cavó por dentro, me hizo un taller de seres humanos. Desafío a la vejez, en la doliente soledad del domingo. Nos rendimos ante el cansancio a pocos metros de la pradera donde hubiéramos realizado todos nuestros encendidos encuentros sexuales porno sueños. Mayo, mi amor es así, mi amor es como un río caudaloso. Te duermes Te escribo, Sergio. Con cada día, se me nacen los ojos del asombro, de la tierra parida, el canto de los pueblos, los brazos del obrero construyendo, la mujer vendedora con su ramo de hijos, los chavalos alegres marchando hacia el colegio. Bajar luego a tus piernas firmes como tus convicciones guerrilleras, esas piernas donde tu estatura se asienta con las que vienes a mí con las que me sostienes, las que enredas en la noche entre las mías blandas y femeninas. Y así, Eva de nuevo, comí la manzana; quise construir casa y que la habitáramos, tener hijos para multiplicar nuestro estrenado territorio. Yo pongo estrellas entre tu piel y la mía y te recorro entero, sendero tras sendero, descalzando mi amor, desnudando mi miedo. Si hay o no que ponerle nombre a las cosas. Ya no hay oscuridad, ni barricadas, ni abuso del espejo retrovisor para ver si me siguen.

Soy hombre busco mujer madura, Badoo version movil

Esos sudorosos gigantes morenos que anuncios trans salen de madrugada a construir ciudades. Mojándote los ojos con el humo de mis cráteres. No hay almácigo desperdiciado en este amor como renovar mi pasaporte donde a diario te desafío a que encuentres el brote más reciente. Formar el gesto del reencuentro y arrepentirse. Compasiva y tristemente, el trueno que rompe la luz sobre tu pecho Yo soy el viento desatado en la montaña y el fulgor concentrado del fuego del ocote.

Mujer casada busca un chico respetuoso, sano y con ganas de realizar nuevas experincias.Soy casada busco hombre para realizar trio con mi pareja.En la categoría Mujer busca hombre Perú encontrarás 216 Mujer busca hombre, por ejemplo: relaciones extramatrimoniales o aventuras amorosas.


La claridad que rompe la tiniebla. El pavor de abrir la puerta y unirse a la caravana de estrellas persiguiendo la luz como nocturnas. Poniéndome los anteojos para leer libros de educación del terra hogar. Descargándose contra la roca de mi ayer impávida dureza. Como este aguacero, rebotando contra el pavimento, uniremos la tierra con el agua. Pintando de verde el campo, ni a los pañales del hijo.

Me conmueve verte dormido, hundido en las sabanas con el abandono del sueño, enigmáticamente encerrado en tu cuerpo.Me felicito por estar con hombres y mujeres aquí bajo este cielo, sobre esta tierra tropical y fértil, ondulante y cubierta de hierba.

 

Mujer busca hombre Querétaro

Mi amor es fiero, ardiente como la libertad, no conoce de tiempo, anda dentro de mí desbocado y rebelde.No se ha educado aún mi corazón y, niña, tiemblo en los atardeceres, me deslumbran el verde, las marimbas y el ruido de la lluvia hermanándose con mi húmedo vientre, cuando todo es más suave y luminoso.